Ponte en modo verano con los productos más deseados de Thermomix® Descúbrelos
Mis agentes
Cesta

Pan de ajo y tomillo con Thermomix®

Por Bea Corazón de Caramelo | Recetas cocina
 Thermomix® trucos de cocina recetas pan de ajo y tomillo con Thermomix® 1

Creo que ya os lo he comentado alguna vez, pero desde que descubrir que amasar con la Thermomix® era increíblemente efectivo y hornear el pan en una cacerola tapada era éxito asegurado, no hemos vuelto a comprar el pan. Ahora me hallo inmersa en investigar distintos tipos de panes según la harina que utilizo y también en utilizar diferentes ingredientes con el fin de darle aroma y sabor al pan, aunque el pan sin aderezos está delicioso, no os imagináis lo maravilloso que es este pan que os traigo hoy. Prueba a hacerlo y comprobarás que la miga y la corteza nada tienen que envidiar a las hogazas que podamos comprar en la panadería, es más a mí particularmente me gusta este pan infinitamente más que el que compraba antes de aprender a hacerlo. Y otra cosa, este pan no requiere de ningún levado así que lo puedes preparar cuando tu quieras.

 Thermomix® trucos de cocina recetas pan de ajo y tomillo con Thermomix® 2
 Thermomix® trucos de cocina recetas pan de ajo y tomillo con Thermomix® 3
10 m
Tiempo de preparación
50 m
Tiempo de cocinado
1 h
Tiempo total
8
Raciones

Ingredientes

  • 2
    dientes de ajo
  • 1 cucharada
    de orégano
  • 480 g
    de harina panadera (50% normal, 50% fuerza)
  • 25 g
    de levadura fresca
  • 30 g
    de aceite de oliva
  • 270 g
    de agua
  • 9 g
    de sal

Preparación pan de ajo y orégano

  1. Precalentamos el horno a 200ºC. Pelamos los ajos y les retiramos el tallo de dentro si fuese necesario. Programamos 5 seg/vel 5. Retirar del vaso y reservar.
  2. No es necesario lavar ahora el vaso. Añadimos el agua y programamos 2 min/37ºC/vel 1. Añadimos la levadura un poco desmenuzada y programamos 4 seg/vel 4.
  3. Añadimos la harina, el aceite de oliva, el ajo que teníamos reservado, el orégano y la sal y programamos 5 min/vel espiga.
  4. Mientras se amasa nuestro pan vamos a ir engrasando un molde de cristal con tapa o bien una cacerola que se pueda introducir en el horno y tenga una tapadera que encaje bien. Sacamos la masa del vaso y la ponemos sobre la encimera espolvoreada con harina. Le damos forma redonda y la introducimos en el molde. Practicamos unos cortes en la superficie de la masa con un cuchillo muy afilado, lo tapamos y lo metemos en el horno durante 50 minutos.
  5. Desmoldamos el pan sobre una rejilla y lo consumimos cuando se efríe.

Puedes congelar el pan en porciones e ir sacándolas según las vayas a consumir. No tienes más que sacarlas una hora o dos antes de ir a consumirlas e incluso puedes ponerlas unos mintos en el horno. Ya verás como resulta como el pan recién hecho.